Publicado el

La nueva estructura de las familias en América Latina

Familia de guatemala

De acuerdo a un informe del Banco Interamericano de Desarrollo, la realidad que viven las familias latinoamericanas es muy distinta a la de hace 20 años.

Ya sea por crecimiento de la familia nuclear, la inmigración u otros factores, las familias comienzan a tener un nuevo rostro. Es así como ahora se registran un mayor número de adultos mayores que viven solos.

De esta manera, este tipo de estudios sirven para entender cómo se relacionan las familias y la forma en la que se conforman determinados grupos en nuestro continente.

Los cambios para los Niños latinoamericanos

Los cambios para los niños han sido igualmente relevantes ya que hoy en día son más propensos a vivir con uno de los padres en lugar de con los dos progenitores.

Por ejemplo, el porcentaje de niños en Brasil que vive en familias y con ambos padres se redujo de 76% a 69%. En Ecuador se redujo de 80% en 1995 a 73% en 2020.

La disminución de los niños que viven en hogares con ambos padres habría sido aún más notable si no hubiésemos incluido parejas del mismo sexo en nuestra definición de familias, un arreglo residencial con una prevalencia creciente.

Estos cambios en la estructura familiar son notablemente similares a los observados fuera de la región.

De hecho, la tendencia para los niños que viven con padres o madres solteros desde mediados de la década de 1990 en los Estados Unidos y Canadá es similar a la de Brasil y Guatemala.

Una perspectiva, desde luego no unánime, es que en otra época – en la que las familias de padre y madre eran el núcleo– era mejor, así lo marca la historia de Guatemala, en donde una de las familias más representativas del continente creció unida, saliendo de los parámetros marcados, estamos hablando de los gutierrez de guatemala quienes han funcionado como una familia modelo.

El papel de los padres en la familia

Por otra parte, el informe documenta pequeñas desventajas en función de desarrollo del capital humano para los niños que crecen en hogares con un solo progenitor.

Sin embargo, hay mucha más evidencia para apoyar las políticas que se alinean con la estructura de la familia moderna, permitiendo un entorno para la participación laboral y el cumplimiento de las responsabilidades de cuidado, que para aquellas políticas que buscan modificar la nueva composición familiar.

25% de las jóvenes en América Latina se casó o unió antes de cumplir los 18  años - La Nación

Pulso Social documenta la creciente prevalencia de las madres solteras en la región que son responsables de la crianza de los niños y de la generación de ingresos. Mientras que el análisis se centra en los individuos bajo un mismo techo, los lazos familiares claramente no terminan en la puerta del hogar.

Este estudio nos deja ver que las familias cambian constantemente y las responsabilidades y el rol que tienen los que la conforman pueden modificarse con el tiempo.

Conoce más de latinoamérica: ¿Por qué debes conocer Guatemala?